13/05/2021

infoBaires

Economía y Agro

Elevan el déficit fiscal en $328 millones para aumentar gastos en salud y seguridad

A través de la Decisión Administrativa 568, el ministro de Economía, Axel Kicillof, y el jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, volvieron a alterar el Presupuesto 2015

En los considerandos de la medida, los funcionarios justifican que “es menester adecuar el Presupuesto vigente del Ministerio de Economía a los fines de atender los requerimientos planteados por el Programa Federal de Fortalecimiento Operativo de las Áreas de Seguridad y Salud” y que “la modificación se compensa con la reducción de créditos correspondientes a Obligaciones a Cargo del Tesoro”.

Sin embargo, en el anexo a la DA 568 se especifica que el aumento de la partida de gastos para el programa “Definición de Políticas de Coordinación Económica y Mejoras de la Competividad”, se financia con la “disminución de aplicaciones financieras” de la Jurisdicción “Obligaciones a Cargo del Tesoro” en $328 millones, y no con una baja efectiva de las erogaciones de esa parte del sector público, o con incremento de los recursos corrientes.

De este modo, una vez más se altera el presupuesto general de gastos para 2015, acumulando desde el inicio del año una suba adicional de las erogaciones aprobadas por el Congreso de la Nación de $8.749 millones, la cual agregada a la baja en $340 millones de los recursos originalmente previstos, determina un incremento del déficit fiscal en poco más de 9.000 millones de pesos.

Abultado desequilibrio

Según los últimos datos de la Dirección de Análisis Fiscal de la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera, el primer semestre del año cerró con sendos rojos fiscales de $42.612 millones a nivel primario, esto es antes del pago de intereses de la deuda pública, y financiero de $91.260 millones, en ambos casos varias veces superior al registrado en similar período del año anterior.

Cabe destacar que el déficit real de las finanzas públicas fue sustancialmente mayor, pero se lo atenuó con el giro al Tesoro de ganancias meramente contables del Banco Central, Anses y fondos fiduciarios por un total -entre enero y junio- de 45.544 millones de pesos.

Semejante desborde de las finanzas públicas determinó un singular aumento de la emisión de pesos por parte del Banco Central, y contribuyó a atizar las expectativas inflacionarias y de subas simultáneas del tipo de cambio de pesos por dólar y de las tasas de interés.

Comentarios